viernes, 15 de marzo de 2019

PABLO IGLESIAS VUELVE CUANDO MÁS SE LO NECESITA


Félix Población

Dijo el filósofo Zygmunt Bauman que si los pobres están entretenidos, los ricos no tienen nada que perder.  En España puede que los pobres estén, además de entretenidos, un tanto abatidos, escépticos, hartos, porque aquella izquierda (por entendernos) que debería representarlos se entretiene en pugnas internas, no responde a lo que promete (PSOE) o deja asomar a un gallito que se empanadilla en un proyecto propio, pasándose por el arco del triunfo la voz y el voto de sus compañeros.
 
De la encuesta publicada recientemente por eldiario.es, a poco más un mes de las elecciones generales, se desprende que no sólo no hay reacción del electorado de izquierda (por entendernos) ante la posibilidad de un gobierno de derecha radical, sino que esta posibilidad crece. Para que no sea así sería necesaria una reacción de mucho calado, que no me parece pueda estar en manos de un Partido Socialista temblón, cuyas posibilidades de encandilar al respetable son reducidas, máxime apelando sólo al voto del miedo ante esa derecha extrema. La reacción debería darse en Unidos Podemos, cuyo decrecimiento en todas las encuestas me consta que preocupa tanto en Podemos como en Izquierda Unida.

Falta saber, en vísperas del regreso a la actividad política de Pablo Iglesias, hasta qué punto puede darse un incentivo demoscópico en el voto al partido morado a partir del próximo 23 de marzo, después de que el mayor azote sufrido por Podemos haya provenido de la cena de las empanadillas en la que doña Manuela Carmena se rompió el tobillo y también la dignidad junto a su prohijado político. 

De momento tenemos al PSOE y a Vox con un mínimo ascenso con respecto al mes pasado, mientras Ciudadanos y Unidos Podemos (UP) caen. En el caso del partido de Rivera, no hasta el punto de no hacer posible ese gobierno de la derecha radical que se formaría con entre 178 y 184 diputados. Los entre 42 y 45 escaños de UP son insuficientes para reestablecer con el Partido Socialista un entendimiento de gobierno para la próxima legislatura

Desconozco el equipo con el que contará Unidos Podemos para llevar a cabo su campaña electoral, pero creo que esta vez va a ser de suma importancia que esa campañe rescate mucho entusiasmo dormido y no poco escepticismo y apatía sobrevenidos en los últimos meses. Únicamente así cabe esperar que no se implante en España un gobierno cuyo radicalismo conservador sólo les sería familiar a nuestros mayores.

                     DdA, XV/4115                

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, publique un comentario