sábado, 12 de enero de 2019

SE LLAMA ÁNGEL (GONZÁLEZ) Y CONDUCE AL LLANTO

La imagen puede contener: 2 personas, personas de pie
La foto es de Armando Álvarez; Oviedo, 2005

Lazarillo

Como su voz se nos fue hoy hace once años -recitaba como escribía- , nos ha quedado tan viva su palabra y siempre vale cualquier motivo para leer o releer alguno de sus poemas -aunque no sea con motivo del decenio de su óbito-, agradezco a González-Calero la recordación de estas Breves acotaciones para un biografía, tan cerca del ser, sentir y decir de Ángel González:

Cuando tengas dinero regálame un anillo,
cuando no tengas nada dame una esquina de tu boca,
cuando no sepas qué hacer vente conmigo,
pero luego no digas que no sabes lo que haces.
Haces haces de leña en las mañanas
y se te vuelven flores en los brazos.
Yo te sostengo asida por los pétalos,
como te muevas te arrancaré el aroma.
Pero ya te lo dije:
cuando quieras marcharte ésta es la puerta:
se llama Ángel y conduce al llanto.

                 DdA, XV/4.060