viernes, 27 de julio de 2018

DE INTERIOR Y LIBERTADES AL LANZAMIENTO DE HUESO DE OLIVA MOLLAR CHAFÁ



Felix Población

Después del derrocamiento democrático de M. Rajoy, indiciariamente corrupto, a la cabeza del Partido Popular ha llegado un tipo sobre el que existen ciertas dudas acerca de sus conocimientos y máster, que para nada han influido para que fuera elegido presidente del PP. Se conoce que en una formación  política donde no son los saberes lo que más priman, las investigaciones de la prensa canallesca no tienen por qué marcar su trayectoria.

Pablo Casado ha llevado a la dirigencia del PP a los dos titulares del Ministerio del Interior durante las legislaturas de don Mariano. Interesa sobre todo resaltar el caso del primero, Fernández Díaz, al que ha nombrado secretario de Interior y Libertades, sin ningún complejo, a pesar de que a don Jorge le pillaron unas grabaciones en su propio despacho con explícitos afanes maniobreros contra el proceso soberanista que se vivía en Cataluña.

El periodo de gestión del ministro Fernández, hombre de máxima confianza de M. Rajoy,  se cerró con una fuerte polémica a raíz de la llamada operación Catalunya, que provocó que la oposición en bloque reclamara su destitución. De hecho, el ministro fue reprobado en el Congreso por "sus acciones y actitudes antidemocráticas y faltas de ética política" en la operación orquestada para desprestigiar a los políticos independentistas, por si estos no hicieran por su parte lo suficiente en este mismo sentido.

Es de suponer que en Cataluña se haya recibido de muy buen grado este “renovado” Partido Popular, que según su nuevo presidente pretende hacer de esta formación en Cataluña su columna vertebral, después de su galopante y bien ganado proceso hacia la extinción.

Para ese propósito contará Casado, no contento con el ex ministro Fernández, con  Ignacio Cosidó, protagonista de la oposición más airada y rastrera contra la política antiterrorista de Zapatero y director general de la Policía cuando ésta destinó una parte de su élite a perseguir a la oposición política, primero en Cataluña y después con Podemos. El tal Cosidó será portavoz del Partido Popular en el Senado.

Para terminar, y en atención al valor que el Partido Popular presta al currículum formativo de dirigentes como su nuevo presidente, es sumamente destacable uno de los méritos con los que cuenta su nuevo secretario general, que no es una mujer como se especulaba, sino Teodoro García Egea, campeón del mundo en lanzamiento de hueso de oliva mollar chafá. Lo acreditó en la competición correspondiente celebrada hace unos años delante de la catedral de Murcia. Ese tipo de aceituna es originaria de la localidad de Cieza, ciudad natal de don Teodoro, por lo que bien se podría decir que con esos casi 17 metros de lanzamiento García Egea hizo también patria, aunque fuera chica.

PS. Y ojo con doña Soraya y algunos de los suyos: La exvicepresidenta y sus principales apoyos rechazan los cargos que les ofrecía el nuevo presidente del partido y se ausentan del comité ejecutivo.



DdA, XIV/3912

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, publique un comentario