lunes, 19 de febrero de 2018

TIEMPO DE IDIOCIA: EL DE ESCRIBIR HIMNOS YA PASÓ

Según el historiador Julián Casanova, la epoca de escribir himnos nacionalistas ya pasó, por lo que cabría calificar de sandez  o trastorno mental transitorio la ocurrencia de la cantante Marta Sánchez, aunque encajada como un guante en el periodo esperpéntico que soportamos, a juicio de este Lazarillo.Como tampoco al término de una Guerra Civil se podía elaborar la letra de un himno por parte de los vencedores, según hizo el vate Pemán, sin abrir heridas entre los vencidos, que tantas debieron soportar durante cuarenta años de persecución. Pero como ahora en la esquina catalana se levataron himnos y banderas separatistas que suscitaron hipanofilias de toda laya, no podía faltar la de una cantante venida a menos que quiso ser noticia en el ruedo ibérico desde el escenario rojigualda del teatro La Zarzuela, pero sin formar parte del repertorio histórico del castizo género español. ¿O sí? Que todo un país se detenga a comentar esta babayada -como diríamos en Asturias- denota hasta qué punto seguimos un galopante tránsito hacia la idiocia, probablemente bajo la tutela de los medios de conformación de masas atontolinadas. "Si mi letra acaba siendo la del himno nacional, podré irme tranquila a la tumba", ha dicho la autora para colmar su sandez, que tanto ha satisfecho a M. Rajoy y su marca blanca Rivera.

I

Dice Casanova: 
Las letras de los himnos de los diferentes países surgieronhistóricamente en el proceso de creación de los Estados nación y en ocasiones en medio de guerras con los enemigos
exteriores, para reforzar la unidad nacional o para buscar
señas de identidad frente al extranjero. Y aunque sus letras
pueden proceder del siglo XVII (Inglaterra), XVIII (Francia)
o XIX (Estados Unidos), casi todos esos inicialmente poemas
patrióticos no se convirtieron en himnos nacionales reconocidos
hasta el siglo XX.
Mientras eso ocurría, en España una guerra civil finalizaba
con la espada de los vencedores sobre los vencidos, sin
identidades nacionales compartidas, unos con el imperio
hacia Dios y los otros en las cárceles y en el exilio.
Vivimos en una España diversa, plural, en la que se hablan diferentes lenguas y conviven diferentes tradiciones culturales, históricas o inventadas.
Varias veces ya se ha buscado una letra para el himno, la última cantada por Marta Sánchez.
Unos la aceptarán y otros se reirán. Unos la quieren para el fútbol y otros para reforzar la unidad en tiempos de lo que perciben como la desintegración de España.
La democracia no se cuida a golpe de himno. El tiempo
para tener un himno nacional con letra ya pasó. Cosas de
nuestra historia.

Letras y números rojos para un himno


Félix Maraña
Correspondiendo al gran fervor con el que una cantante vulgar, con una letra vulgar, ha intervenido en el himno nacional de España, levantando las ínfulas del fervor patrio, a diestro y siniestro, propongo esta letra que nos brinda el ciudadano Pedro Merino, a quien ya he felicitado personalmente. Hasta Ferreras prepara ya un programa. No esperaba menos de Ferreras. Aquí queda el texto, para reflexionar y discutir. Con el sueldo de Wert en París, y el de De Guindos en Bruselas, yo no sólo sería patriótico, sino más patriótico que ellos. España comenzará a ser un país moderno cuando fomente la creación de ciudadanos y no de patriotas.

DdA, XXIV/3722