viernes, 10 de junio de 2016

PALINURO Y EL MINUTO DE CAROLINA BESCANSA

Félix Población

Ayer, mientras escuchaba con gusto las atinadas y documentadas intervenciones de Carolina Bescansa en el debate a cuatro que se emitió por Antena 3 -intervenciones muy por encima  de las de sus adversarias políticas-, reparé en lo expuesto por el profesor Cotarelo en su blog Palinuro bajo el titular Los intelectuales contra Podemos

Afirma don Ramón que de un tiempo a este parte viene leyendo artículos de intelectuales reconocidos que comparten un punto crítico muy fuerte hacia Podemos. Menciona entre estos a Javier Marías, Alberto Corazón, Antonio Elorza y Félix de Azúa. Ignoro si para incluir entre la intelectualidad  al último de los citados se basa en el bochornoso calado de las declaraciones de éste acerca de Ada Colau, a quien situó sirviendo en un puesto de pescado. 

Estima Cotarelo, al igual que Mariano Rajoy y la crema de la intelectualidad del Partido Popular, que Podemos es un fenómeno mediático, facilitado por la inclinación de algunas cadenas de televisión a su favor. En opinión de don Ramón, se ha puesto al servicio del partido morado un formidable aparato mediático que convierte a Podemos prácticamente en un espectáculo televisivo, de tal modo que le han dado una voz y una resonancia que los demás partidos no tienen. 

Reconoce Palinuro que en un primer momento mucha gente, entre ella él mismo, prestó oídos de buena fe a este proyecto de renovación, si bien en muy poco tiempo, su fabulosa miseria intelectual quedaría clara en un discurso abigarrado, confuso, lleno de simplezas y ambigüedades cuya vaciedad conceptual pone de manifiesto la intención casi obsesiva de ganar votos al precio que fuera

Yo no sé lo que le habrá pasado a Cotarelo con Podemos, pero reprocharle al partido de Pablo Iglesias un discurso lleno de simplezas y ambigüedades después de haber escuchado ayer las anodinas y vacuas intervenciones de las representantes del Partido Socialista, Ciudadanos y Partido Popular deja en entredicho cuanto don Ramón expone acerca del partido morado. No han sido los medios los que han favorecido a este partido para que su mensaje llegara a la gente, sino el interés y el gancho que ese mensaje ha tenido de por sí para sintonizar con una buena parte de la ciudadanía. Prueba de esto último es que la presencia de cualquiera de los líderes de Podemos en un plató de televisión repercutía directamente en el crecimiento de la audiencia, algo que estaban muy lejos de conseguir los representantes del bipartidismo decadente. 

De esto tuvimos cabal constancia ayer, durante el debate a cuatro de Antena 3, con ese último minuto antológico de Carolina Bescansa. Anulen la presencia de la representante de Podemos en ese debate y comprueben lo que queda del mensaje de sus adversarias políticas: un cúmulo de simplezas y vaciedad conceptual ostensibles. Y si quieren ir un poco más allá, imagínense una campaña electoral sin Podemos en liza, ¿no sería sumamente desalentador -sobre todo para quienes peor lo están pasando- privarnos de lo que Podemos ha aportado a la vida política en este país?

                                    DdA, XIII/3291