jueves, 31 de mayo de 2018

SI SE APRUEBA LA MOCIÓN DE CENSURA, EL PARTIDO POPULAR TENDRÍA UN NEFASTO PORVENIR

Félix Población

Hasta el mismo día de la celebración de la moción de censura presentada por el Partido Socialista y que se ha iniciado esta mañana, no ha dejado el partido en el gobierno de mantener un comportamiento sucio y trapacero, propio de una formación política condenada por corrupción y que ha venido entendiendo la política de manera mafiosa.
En una reciente entrevista en exclusiva publicada en el diario El Mundo con el extesorero Bárcenas, condenado en esa misma sentencia por la trama Gürtel  a 33 años de prisión, este señor advirtió que si caía su esposa Rosalía Iglesias, caería el Partido Popular. Una vez sabida la condena a 12 años de cárcel de esta señora, puede que el ministro de Justicia tratara su caso con el abogado defensor del Partido Popular en la citada trama, pues ambos se citaron en un club tenístico de la capital del reino. La cárcel se trocó en una fianza de 200.000 euros que hasta ahora doña Rosalía no ha podido depositar, pero que posiblemente consiga.
A la espera de resolver esa circunstancia, es de esperar que Bárcenas no haga valer las pruebas que dice poseer en contra del que fuera su partido y previsiblemente  del mismísimo M. Rajoy, hasta ahora solo indiciariamente corrupto. La amenaza sigue latente porque todavía quedan asuntos pendientes de esa trama ante la justicia.
También llama la atención que el único magistrado progresista de los tres que formaban el tribunal que dictó sentencia contra el partido en el Gobierno y algunos de los implicados en la Gürtel, José Ricardo de la Prada, haya sido apartado del caso, que ahora queda en manos de dos magistrados conservadores y uno supuestamente neutral. Que eso haya ocurrido después de la partida de tenis entre el ministro Catalá y el abogo del Partido Popular en el caso resulta altamente sospechoso.
A esta hora se desconoce la postura que adoptará el Partido Nacionalista Vasco (PNV) ante la moción de censura. Todo parece indicar que su voto será decisivo para que caiga el vigente gobierno y el partido al que pertenece sufra el justo varapalo que su trayectoria merece. Gracias al PNV pudo M. Rajoy y su ejecutivo aprobar recientemente los presupuestos generales del Estado. No hubiera sido así, posiblemente, de no hacer contado Euskadi con una dotación de más de 500 millones de euros, que una vez más convierten al partido vasco en un consumado chantajista a cambio de interesadas dádivas. Sus cinco diputados han asegurado que darán la respuesta a la moción esta tarde, una vez escuchen al candidato a la presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez.
A muchos nos gustaría hacer esta mañana de diablo cojuelo e inspeccionar los mensajes y llamadas telefónicas de los que serán protagonistas estelares esos cinco diputados, aunque todo hace presagiar –por decencia- que la moción de censura progresará y que en los meses venideros, con su desalojo del gobierno, al Partido Popular le aguarda un muy oscuro porvenir político, con más mlas noticias de la misma trama corrupta que puede hacer caer hoy a M. Rajoy.

PS. Claro que cabe preguntarse ¿y si no?, pero eso lo dejamos para mañana, si fuera menester.

DdA, XIV/3864