martes, 24 de abril de 2018

EL ALCALDABLE MANUEL VALLS, CIUDADANOS Y LA EXTREMA DERECHA

Félix Población.

A propósito del apellido del líder de Ciudadanos, que se asomó a la política en pelota y hoy va teniendo a casi todos los banqueros de su parte, hizo Julio Anguita una comparación que siempre me pareció muy oportuna en razón al apellido de don Albert y el del líder y fundador de Falange Española, primogénito del dictador Primo de Rivera.

Hace unos días, la prensa francesa también ha coincidido en esto, nada más conocerse que un político tan tornadizo como Manuel Valls, que colaboró en el hundimiento del Partido Socialista de aquel país y quiso incorporarse al partido de Macron y no le dejaron, se siente tentado por encabezar la lista de Ciudadanos al Ayuntamiento de Barcelona, ciudad con la que solo mantiene el vínculo de su nacimiento.

Estoy convencido de que Albert Rivera hará lo posible porque así sea, pues Valls responde al político idóneo o preferido por la dictadura neoliberal, un individuo que no se atiene a un ideario -porque los desprecia-, dado que lo suyo es mera ambición de poder a costa de venderse siempre al mejor postor. O sea, un político comprable y bien aseadito para entrar a formar parte en el tinglado de la farsa democrática que venimos soportando, aquende y allende los Pirineos.

La noticia, como no podía ser de otro modo, tuvo una gran repercusión en los medios de comunicación franceses. De entre todos cabe destacar la información ofrecida por una publicación de Perpignan, La Semaine du Roussillon, donde el titular fue así de explícito y rotundo: "Cataluña: el partido de extrema derecha, Ciudadanos, propone a Manuel Valls ser candidato en Barcelona".

La Semaine du Roussillon cita, además, al periodista del diario La Vanguardia, Jordi Barbeta, excorresponsal en Washington para el citado medio español, que interpreta a la formación naranja como "la versión moderna de la Falange española".

Tendríamos, así, que Manuel Valls, en muy poco tiempo, ha pasado del Partido Socialista (casi en extinción en Francia, gracias con toda seguridad a dirigentes como el mentado) a la extrema derecha. Algo así como Ciudadanos. ¿Se acuerdan cuando este partido se nos presentaba como de centro-izquierda?

PS. Una cita de Errico Malatesta: El fascismo que compendia en sí toda la reacción y reclama en vida toda la ferocidad atávica dormida, ha vencido porque ha tenido el apoyo financiero de la gran burguesía y la ayuda material de varios gobiernos que quisieron servir contra la apremiante amenaza proletaria; ha vencido porque ha encontrado en su contra una masa cansada, desengañada y vuelta cobarde por una propaganda parlamentarista de cincuenta años; pero sobre todo ha vencido porque su violencia y sus crímenes han provocado el odio y la venganza de los ofendidos, pero no despertó la desaprobación, la indignación general, el horror moral que nos parece que debió nacer espontáneamente en cada alma gentil.

DdA, XIV/3829