lunes, 9 de enero de 2017

VISTALEGRE 2 PUEDE SER DECISIVO PARA LA POLÍTICA ESPAÑOLA

Lazarillo

Sumamente clarificador el artículo publicado ayer en el diario La Vanguardia por uno de los analistas políticos más lúcidos que tenemos en este país, Enric Juliana, buen conocedor de las interioridades de Podemos, y que sitúa a las dos corrientes o tendencias enfrentadas en ese partido entre los rupturistas de Iglesias y los reformista de Errejón: Cavar trincheras a la espera de que la crisis, irresuelta, acentúe las contradicciones sociales, o salir en busca de nuevos aliados entre los socialistas desencantados, dice literalmente Juliana. Ser temidos o ser amables, a juego con la alusión de Iglesias en el Congreso a la cal viva durante la gobernación de González y la reacción sobreactuada de disconforme perplejidad de su compañero y hasta ahora amigo. Se refiere el articulista a los profesionales de un joven aparato, creado por Errejón, mientras Iglesias ejercía de eurodiputado en Bruselas, que quieren defender sus puestos, al verse en minoría. De ser así, reproduciría Íñigo muy tempranamente las lacras de la vieja política apoltronada, capaz acaso de salir en busca de nuevos aliados entre los socialistas desencantados. Interpreta Juliana que Vistalegre 2 va a ser determinante para lo que ocurra luego en el congreso del PSOE. Pero no solo eso, también definirá el margen de maniobra de Mariano Rajoy e influirá de manera notable en las elecciones que tendrán lugar en Catalunya antes de que acabe el año. Toda esa será la influencia que tendrá el congreso del partido más denostado en los últimos tres años. No especifica el articulista en qué consistirá la incidencia del mismo en el congreso socialista, pero acaso de uno y otro puedan emerger disconformidades críticas con intenciones confluyentes. Más de lo mismo para no asustar al respetable.

DdA, XIV/3435