lunes, 20 de junio de 2016

SER MUJER EN CUERPO Y ALMA EN TIEMPOS DE FRANCO


Lazarillo


Francisco Franco consideró la Guerra de España como una lucha entre los hijos del mismo pueblo, de la misma patria, y se consideró a sí mismo como jefe y salvador de esa patria a la que consideraba como una mujer, madre e indefensa. En cuerpo y alma: ser mujer en tiempos de Franco (Ed. Siglo XXI), el libro que se presentará mañana en la Residencia de Estudiantes de Madrid y del que es autora Aurora Morcillo, profesora de Historia y Estudios de Género en el Women’s Studies Center de la Florida International University, aborda la relación simbólica entre el Estado dictatorial de Franco y el cuerpo alegórico femenino de la nación. En opinión de la autora, la interpretación que este estudio hace de la política de género imperante, durante la última etapa de la dictadura franquista, pone un especial acento en la importancia de metáforas corporales sexuadas en el marco retórico del régimen, cuya doctrina hunde sus raíces en la llamada «democracia orgánica». En esta metáfora orgánica o biológica de la nación, los cuerpos de las mujeres vendrán a desempeñar un papel central en el imaginario político, y el control de esos cuerpos se torna herramienta esencial del «biopoder» del régimen para la consecución de sus fines totalitarios. De este modo lo metafórico y lo fáctico -sostiene Aurora Morcillo- acabaron entrelazándose de manera tan sutil y simbiótica que el mismo régimen no pudo predecir. "En este libro trato de mostrar que la sexualidad y el género desempeñan un papel fundamental en la definición de las estructuras políticas y sociales de la España que emerge tras la Guerra Civil. Desde 1939, «Año de la Victoria», hasta 1975, en que fallece el dictador, las relaciones de género quedarán definidas en función de los valores de un nacionalcatolicismo modelado a la imagen del glorioso Siglo de Oro y la contrarreforma".

DdA, XIII/3300