viernes, 11 de diciembre de 2015

1.750.000 ESPAÑOLES EN EL EXTRANJERO NO PODRÁN VOTAR

La organización Marea Granate ha puesto en marcha una web para "buscar donantes de voto" que tiene como intención poner en contacto a emigrantes "que quieren votar y no pueden" debido a que no han "superado las trabas de la yincana burocrática".
Lazarillo

Ocupados en sus disputas y recelos, ninguno de los partidos más concernidos está teniendo  en cuenta en sus mítines las dificultades que comporta el llamado "voto rogado" -vergonzosa expresión donde la haya para ejercer un derecho ciudadano-, dificultades con las que los españoles residentes en el extranjero se encuentran cada vez que tienen que votar, siendo como son en su mayoría protagonistas del exilio laboral a que se han visto abocados por la ineptitud de los gobiernos hasta ahora turnantes. (Es de recordar que ese tipo de voto fue aprobado por los partidos mayoritarios).  
Los comicios del 20 de diciembre cuentan con la particularidad de que se celebrarán cinco días antes de la Navidad, por lo que, se puede esperar, que muchos residentes en el extranjero vuelvan a casa para depositar su voto en las urnas y pasar las fiestas con sus familiares y amigos. Sin embargo, muchos "expatriados" no podrán volver por Navidad y sólo un 6% de los 1.875.272 electores emigrantes han "rogado" su voto para las próximas elecciones generales, lo que supone que unas 1.750.000 personas llamadas a las urnas han perdido la oportunidad de ejercer su derecho a voto. Ante esta situación, la organización Marea Granate ha puesto en marcha una web para "buscar donantes de voto" que tiene como intención poner en contacto a emigrantes "que quieren votar y no pueden" debido a que no han "superado las trabas de la yincana burocrática".
La Marea Granate es un movimiento transnacional y apartidista, que está formado por emigrantes españoles cuyo principal objetivo es luchar por los derechos de los españoles que residen fuera. Si algún ciudadano residente en España quiere "donar su voto" se puede registrar en la web "rescatamivoto.es", introduciendo su correo electrónico y su comunidad autónoma y el emigrante que quiera ejercer su derecho al voto introduce también sus datos. Así el programa mandará un correo automático para que ambas personas entren en contacto confidencial. Desde la formación, aseguran que este procedimiento "no es ilegal" y explican que, con esta medida, "nadie votaría dos veces" sino que se transforma una "abstención voluntaria y forzada, en un voto".

DdA, XII/3153