miércoles, 4 de noviembre de 2015

¿QUÉ FUE DEL ÁRBOL QUE PABLO IGLESIAS DEBÍA PODAR EN "EL HORMIGUERO"?



Lazarillo 

Todos los futboleros pudieron escuchar ayer, durante la transmisión del partido de fútbol entre el París Saint-Germain y el Real Madrid a traves de Antena 3, que la visita de Pablo Iglesias a la siguiente emisión de la programación del día, El Hormiguero, fue anunciada tantas veces al menos como la posibilidad ver otros partidos de la jornada de Champions en esa misma cadena. Lo mismo ocurre cada vez que el secretario general de Podemos acude a cualquier programa de cualquier otra televisión, algo que están muy lejos de lograr otros líderes políticos. Su presencia en los platós genera notables subidas de audiencia, con la consiguiente repercusión en el alza de publicidad. (Ayer El Hormiguero batió su récord de audiencia). Las encuestas, sin embargo -al menos determinadas encuestas cuya fiabilidad cabe poner en cuestión-, no dan a Podemos el mismo grado de expectativas de voto que su líder da y confirma en audiencia cada vez que visita un plató televisivo. Cabe preguntarse, por lo tanto, por qué el contratastado tirón mediático de Iglesias no está en consonancia demoscópica con sus posibilidades de éxito en las urnas, al menos en las encuestas aludidas. Este Lazarillo cree, de momento, en lo que está viendo y en la mucha gente que quiere ver y escuchar al secretario general de Podemos. Luego, las urnas dirán.

PS.- Es de hacer notar, en la emisión de ayer de El Hormiguero, que se le presentó a Iglesias un árbol simbólico para que él hiciera los cortes en las ramas que consideraba sobrantes.  Tras hacer dos, con relación a la monarquía hereditaria y a los privilegios de los que goza la iglesia católica en España, una repentina cortina de publicidad hizo desaparecer el árbol y ya no pudimos ver al secretario general de Podemos seguir con la poda. Habría que preguntarle a Iglesias si hubo algún tipo de poda en el guión previsto. Obsérvense las ramas pendientes:


DdA, XII/3121