lunes, 4 de abril de 2016

FATUO, FALAZ, SIMPLE Y MEDIOCRE RAJOY

Félix Población

A la vista y escucha de la entrevista emitida ayer en el programa Salvados con el presidente del Gobierno, y sin que Jordi Évole haya tenido que hacer mayor esfuerzo para dejar en evidencia a don Mariano Rajoy, las hemerotecas podrán tener constancia fehaciente de que, durante algo más de cuatro años -la legislatura más larga de los últimos cuatro decenios-, España ha tenido como jefe del Gobierno a uno de los políticos más simples y fatuos de su más reciente historia. Si a ello sumamos que se trata del líder político que está al frente del partido más corrupto de los últimos cuarenta años, habrá que convenir que la perduración en las encuestas del Partido Popular como opción más votada por los ciudadanos constituye una muy grave anomalía en la salud democrática de este país, por si no tuviéramos ya otras como palmarios indicios.

Como dice hoy Ramón Cotarelo, en ningún país democrático del mundo sería presidente del Gobierno un irresponsable como Rajoy y sus sobresueldos. En ninguno. Pero es que en ningún país democrático del mundo la prensa y la oposición hubieran dejado un solo día de exigir su dimisión, de pedir una moción de censura, de movilizarse. En ningún país democrático del mundo esta banda de presuntos ladrones habría podido estar robando veinte años a manos llenas y repartirse las tarjetas black sin que pasara nada. 

La entrevista de ayer en Salvados, sin que Jordi Évole tuviera que mostrarse demasiado incisivo -antes bien al contrario-, ha servido para dejar en evidencia lo que Cotarelo señala hoy en su blog Palinuro, además de la catadura falaz, la fatuidad, mediocridad y simpleza de quien sin duda ha sido el presidente del Gobierno más impresentable -con la conspiranoia de su compañero Aznar sobre el 11-M como episodio insuperable- de los habidos hasta ahora desde 1977. Puede que ese sea el papel a representar por los jefes de Gobierno como peones de la dictadura financiera, porque esto de la miseria moral e intelectual de la clase política a la que don Mariano pertenece proviene del imperio del dinero que rige el mundo. 

Ayer Salvados ofreció a los televidentes españolas, en la figura de Rajoy, la imagen fidedigna de esa vergonzosa gobernanza europea que a todo ser humano con un mínimo de dignidad debe abochornar ante la cerril e inhumana actituid de la UE en la crisis de los refugiados.

 
DdA, XIII/3246