martes, 16 de febrero de 2016

LOS REFUGIADOS Y LA EXTRAÑA NOCHE DE LA VIOLENCIA SEXUAL EN ALEMANIA

COLONIA 
Lazarillo

Desde el mismo momento de su extraña gestación, aquella oleada de agresiones sexuales contra mujeres que tuvo lugar en Alemania el 31 de diciembre, sobre todo en la ciudad de Colonia, me resultaron sumamente extrañas. Máxime porque para que tales casos se dieran en tal número y en una misma noche tenía que haber una especie de acuerdo entre los atacantes. ¿O no? No parece que la policía reparara mucho en esto, pero sí fue noticia responsabilizar de inmediato a los refugiados de los hechos, con lo que los atentados de tipo racista tuvieron lugar a continuación. Había que poner freno, al parecer, a la política de puertas abiertas que Merkel inició ante la oleada de ciudadanos procedentes de Siria, Irak y otros países en conflicto que tuvo por destino Alemania. Una vez se dejaron notar los efectos racistas de esa extraña Nochevieja en la política de la cancillera, sabemos hoy -gracias a The Independent- que solo tres de las 58 personas arrestadas habían llegado recientemente de Siria e Irak. ¿Demasiada dilación, no les parece? La mayoría de los sospechosos eran de origen argelino o marroquí y tres de ellos eran alemanes, según el fiscal de la acusación Ulrich Bremer. En una entrevista en el periódico Die Welt, Bremer ha señalado que de las 1.054 denuncias que se hicieron, 600 están conectadas con robos y no con agresiones sexuales. No leo, sin embargo, que nadie se pregunte por qué una serie de ataques coincidentes en un mismo día y por qué esa urgente precipitación en culpabilizar a los refugiados.

                       
                                           DdA, XII/3215                                        

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, publique un comentario