jueves, 31 de agosto de 2017

EN TODA CATALUÑA LA SITUACIÓN ES DE INFARTO: GREGORIO MORÁN

Lazarillo

La entrevista estaba ahí, a merced de quien se apuntara primero, y ha sido El Español el periódico que se ha ganado la primicia, después del despido del periodista y escritor Gregorio Morán del diario La Vanguardia, uno de los rotativos que este Lazarillo valoraba por encima de otros.  La redactora Anna Grau, además, le ha sacado jugo noticioso al protagonista, como cabía esperar en unas circunstancias tan favorables para que la interviú fuera interesante. Como Gregorio, además, sabe del oficio, le ha dado a su colega el titular que Pedro Jota esperaba: El referéndum del 1-O será más bestia que los del franquismo. El contenido de la entrevista tampoco decepciona, con declaraciones tan alarmantes como ésta: la catalana es una sociedad agresiva con signos evidentes de violencia. Sigo preguntándome dónde hallará tribuna la pluma de Morán ahora, porque me resisto a creer que desde su crucial lugar de residencia no la encuentre. Nos faltaría una de
nuestras más valoradas voces críticas.


Mire, al final va a ser cierto el dicho ese de que Dios ha muerto, Nietzsche ha muerto y yo me encuentro fatal. Metafóricamente o no tanto, en toda Cataluña la situación es de infarto. Toda la sociedad está enferma. Primero la abrieron en canal. Y ahora, el atentado, cómo no, ha sacado lo mejor pero también lo peor de nosotros mismos. Los efectos colaterales de ese atentado son toda una radiografía del país.
Pero no se calle, hombre. Abunde, abunde.
Que el lema fundamental de la manifestación fuese no a la islamofobia me parece de una hipocresía absoluta. Las víctimas estaban todas desaparecidas de las pancartas y de las intenciones de los organizadores, cuyo énfasis político estaba todo puesto en el separatismo. Esto prácticamente no se ha podido contar en la prensa.
Y a partir de ahora, menos.
Yo creo que cesarme a mí justo en vísperas de mi primer Sabatina de septiembre lo dice todo. Ellos tenían muy claro que no querían pasarse de aquí al 1-O censurándome todas las semanas. Pues nada, a la calle, como ahora además en la prensa hay una impunidad absoluta, pueden hacer con nosotros lo que quieran. No hay recursos de defensa ni solidaridad posible, porque el que tiene trabajo, un trabajo precario, lo quiere conservar como oro en paño. Esa es una de las claves de mi situación y de la del país, que es peor que la mía. Al fin y al cabo yo me estoy recuperando bien, mi vida cada vez va volviendo a ser más normal, mientras que el país cada vez está de un estrambótico más fascinante.

DdA, XIV/3621

1 comentario:

Dioni Uria dijo...

CATALAN; significado persona que solo mira para su bolsillo y esta atenta para saquear al vecino 3%

Publicar un comentario

Por favor, publique un comentario