viernes, 17 de febrero de 2017

GONZÁLEZ, AZNAR Y OSBORNE APOYAN A LÓPEZ Y "PÚBLICO" DESCUBRE LOS PACTOS DE GONZÁLEZ CON LA DICTADURA ARGENTINA


Lazarillo

Leído hoy en Cuarto Poder como resumen a las declaraciones en las que Felipe González se acordó de Pablo Iglesias a propósito de Venezuela (claro) y Pablo Iglesias calificó al expresidente de mayordomo de Slim:

Pablo Iglesias, secretario general de Podemos, ha dicho hoy que “a nosotros, el mayordomo de Carlos Slim no nos da lecciones de democracia”, en referencia a Felipe González Márquez, quien previamente le había invitado a pedir con “los demócratas” para que el régimen de Nicolás Maduro ponga en libertad al centenar de presos políticos que hay en el país y, especialmente de Leopoldo López, que hoy cumple tres años encerrado en un penal militar.
Los hechos se produjeron al término de un acto celebrado en Madrid con motivo del aniversario de la reclusión del líder opositor venezolano —condenado a 13 años y nueve meses por haber promovido una manifestación contra el régimen de Maduro, que degeneró en disturbios, en los que murieron 40 personas– que contó con la presencia de Felipe González, José María Aznar, Albert Rivera, Alberto Ruiz-Gallardón, Ana Botella, José María Álvarez del Manzano y Bertín Osborne, además de Leopoldo Ernesto López Gil, padre del político caribeño.
El ex dirigente socialista calificó la detención de López de “arbitrariedad tiránica”, mientras que Aznar destacó la falta de libertades y garantías que sufren los venezolanos. Al término del acto, abordado por los periodistas, González dijo que hay que ver “quién falta y por qué falta. Invitó a Pablo Iglesias a que dé la cara con los demócratas, pidiendo que no haya un solo preso político en Venezuela”.
Al ser informado de estas declaraciones, en el Congreso de los Diputados, el líder de Podemos replicó: “A nosotros, el mayordomo de Carlos Slim no nos da lecciones de democracia”. Agregó que “son terriblemente irresponsables” y les acusó de echar con regularidad “gasolina al fuego”.


Leído hoy en Público:
¿Cuántas personas puede torturar, violar y asesinar un régimen cívico-militar en aproximadamente siete años? La dictadura argentina demostró que podía hacerlo con 30 mil almas. Lo consiguió a fuerza de tirar gente viva al mar, humillar sexualmente a mujeres y hombres o fusilar a jóvenes indefensos con un disparo en la nuca. Eso sí, después de obligarles a cavar su propia tumba. A comienzos de 1983, los gobiernos europeos eran plenamente conscientes de esas atrocidades. Pese a ello, hubo un presidente que permitió que se llegara a acuerdos diplomáticos: Felipe González.

+@El abuelo ya no se reconoce:
¿Quién le iba a decir a Felipe González que el destino le reservaba un espacio junto a José María Aznar? ¿Se le olvidó a González esa etapa en la que Aznar le acusaba de utilizar cal viva en la política antiterrorista?  

DdA, XIV/3470

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, publique un comentario